Cómo Ayudarle a tu Hijo con la Escuela

Aquí te damos algunos consejos para ayudarte en esta tarea. Lo mejor que puedes hacer:

  • Toma interés en lo que tu hijo está aprendiendo en ese momento en la escuela.
  • Trata de responder a sus necesidades y permítele aprender a su propio ritmo.
  • Felicítalo cada vez que alcance algún logro.

Aprender es divertido.

Los niños son mejores en la escuela cuando los padres hacen del aprendizaje un acto disfrutable y divertido. Utiliza libros, internet e incluso aprovecha viajes y días festivos para ayudarles a que le den vida al tema que estén aprendiendo en ese momento en la escuela.

Levante la mano a quién le guste leer

Según los maestros, el leer en casa es una de las formas más importantes donde los padres pueden ayudar a sus hijos a tener mejor aprovechamiento en la escuela.

Aunque tu hijo ya sepa leer, deberás leerle tan seguido como sea posible. Esto le ayudará a aprender palabras nuevas y sutilmente le ayudará a mejorar en su lectura, además de inculcar en él este hábito tan importante.

Haz la tarea:

La mayoría de los niños aprenden a leer entre los 4 y 7 años de edad.

Los niños desarrollan sus habilidades de lectura de diferentes maneras. Algunos querrán leer cada palabra exactamente igual, mientras otros se apurarán a llegar al final del cuento y quizá lean apresurados.

Saca lo máximo de cada libro que tu hijo traiga de la escuela. Léelos completos o sólo algunas partes, para que puedas platicar con él sobre el tema.

  • Asegúrate de que tu hijo está entendiendo el contenido de lo que lee. Pídele que te lo cuente con sus propias palabras - ¿De qué se trata? ¿Qué pasa en la historia?
  • Dales regalos, cómprale libros en lugar de juguetes.
  • Leer con tu hijo puede volverse una experiencia interactiva - haz preguntas sobre el cuento, sobre las ilustraciones o imágenes y pídele su opinión sobre las acciones de los personajes.
  • Mantente alerta para que descubras cuáles son los temas que echan a andar la imaginación de tu hijo y dales seguimiento a estos temas con más lectura que estén relacionadas.
  • Cuando se le presente una palabra poco común o de sonido chistoso, ayúdale a tu hijo a encontrar el significado de esta palabra en el diccionario y escríbela en la puerta del refrigerador con letras magnéticas. De esta manera será más fácil que la recuerde y la sume a su vocabulario

Referencia: Tomado de Nido México
loading